Series de tv, libros, cine...y una constante presencia gatuna

lunes, 13 de junio de 2016

Meme literario: De libros y tablas periódicas


Empezamos la semana con un tag, meme, o como le llaman ahora, sobre libros. Principalmente por dos cosas: porque algunas de las preguntas, por simples, hacen pensar, o más bien, son un reflejo de cómo muchos gustos y preferencias van cambiando en solo unos meses. El primer libro favorito que viene a la cabeza en un momento determinado puede ser distinto al de hace un año. Del mismo modo, aquella novela que resultó decepcionante hace tiempo puede verse desde un punto de vista menos exigente más tarde... Y después, porque la idea de este me ha hecho mucha gracia: es una tabla periódica. Algo que, al escoger la rama mixta en cuanto pude (letras mixtas, se entiende. Aunque a la cerveza con limón tampoco le hago ascos) olvidé muy pronto, salvo cosas tan básicas como a la fórmula de la sal y por qué no debo mezclar un ácido con una base. Es más, no recuerdo por qué no debo, pero por si acaso prefiero no averiguarlo.

Por suerte, los elementos que salen en cada una de las preguntas son menos complicados y menos potencialmente catastróficos que los de la tabla de verdad. De nuevo, como todos los cuestionarios que aparecen por aquí, son de dominio público y cualquiera al que le haya gustado la idea puede quedarse con ella.



1. Hidrógeno. ¿Cuál es el libro más corto que has leído?
Lo de un libro corto es algo relativo. Alguna vez he terminado en una tarde best sellers de 400 páginas porque más o menos están pensados para que la velocidad de lectura sea mayor que en otros casos. Pero si es por número de páginas, y no por simpleza, perfectamente podría ser El principito de Saint-Exupéry. O, buscando entre los primeros libros, que siempre suelen ser muy cortos, La casa embrujada de Jan Pienkowski



2. Oxígeno. ¿Qué libro necesitas para vivir?
Cualquiera. No me imagino la vida sin poder leer, sin descubrir autores nuevos, sin encontrarme a aquellos que debería haber conocido hace mucho, o sin poder releer a mis favoritos. Ahora, pensando en uno, o en una serie a la que siempre vuelvo de vez en cuando, serían Las aventuras de Harry Dickson de Jean Ray. No son ni los mejores textos de su autor, ni siquiera es literatura con mayúsculas. Pero sí son muy conscientes de su condición de folletín, hasta el punto de contar historias plenamente conscientes de su absurdo y donde la intención paródica es bastante evidente, unos cincuenta años antes de que Tardi hiciera lo mismo con las aventuras de Adèle Blanc-Sec. Bueno, y los relatos de Los mitos de Cthulhu de H. P. Lovecraft, que por ahí andan compitiendo.



3. Ununseptio. ¿Cuál es el libro que has descubierto más recientemente?
A Darker Shade of Magic de V. E. Schwab. Una novela de fantasía sobre magos, mundos paralelos e intrigas varias, que me gustó mucho por la falta de pretensiones, unos personajes entrañables, y sobre todo, que es muchísimo más breve que otras series famosas que se están publicando actualmente. Igual en unas semanas seguiré con el segundo tomo.



4. Mercurio. ¿Cuál es el libro más especial que has leído?
La trilogía de Gormenghast de Mervyn Peake. Porque es un mundo inventado que al mismo tiempo, se parece demasiado a la Europa de posguerra, por la riqueza de su lenguaje y porque, pese a lo irreal y absurdo del castillo y de la familia Groan, algunos de los personajes mas humanos y creíbles que he leído los he encontrado ahí.



5. Disprosio. ¿Has leído algún libro con un título muy raro?
Los hombres topo quieren tus ojos y otros relatos sangrientos de la era dorada del pulp. La antología es tan alocada como promete el título del primer relato. Y la bibliotecaria a l que se lo encargué todavía se sonríe cuando voy a renovar préstamos.



6. Uranio. ¿Cuál es el libro con el que más miedo has pasado?
He leído bastantes novelas de terror y sin embargo, ninguna me ha dado miedo tal cual. En realidad, la única vez que recuerdo haber pasado miedo no fue con un libro, sino con uno de los cuentos de El umbral de la noche de Stephen King: el coco. En mi defensa diré que debió ser el primer libro de terror “para mayores” que leí y quizá me pilló un poco joven. Lo bastante como para echar algunos años haciendo fuertes de mantas y bien atenta a cualquier ruido que pudiera provenir del interior del armario. Solo por eso le perdono a King muchos de los tostones que escribió con posterioridad.



7. Volframio. ¿Cuál es tu libro favorito de un autor español?
Esta es la pregunta más difícil de todas, porque hasta hace poco, los autores españoles los tenía bastante ignorados en comparación con cualquier otro. Por suerte, esto ha ido cambiando un poco, aunque todavía tengo unos cuantos pendientes. Por quedarme con uno de los géneros que más me gusta (el folletín y el pulp), por lo particular de la historia, y por los puntos de humor que tiene, este sería La torre de los siete jorobados, de Emilio Carrere.

4 comentarios:

Kaoru dijo...

Jolín, y yo nunca he leído a Stephen King. Es un nombre tan recurrente que nunca me ha llamado. A ver si me lo apunto como propósito para 2017.
Me apunto la trilogía de Gormenghast, suena interesante.

Renaissance dijo...

Pues de su época buena tiene obras muy recomendables: El ciclo del hombre lobo, La niebla, e incluso la antología de El umbral de la noche son muy recomendables. Después le cogí tirria desde que se empeñó en que todas sus novelas fueran estudios costumbristas de más de ochocientas páginas, y por lo que le hizo a La torre oscura tras el tercer volumen. De la época moderna leí Cell, donde se animaba con los zombies en pleno boom del género y donde por fin abandonaba el formato tocho de calzar mesas.
Y Gormenghast es sencillamente fantástico.

José Miguel García de Fórmica-Corsi dijo...

Caramba, siempre encuentras encuestas, o memes, o lo que sea interesantes. En este caso, te respondo brevemente aquí mismo:
1. Empatamos. Creo que mi libro más breve también es "El principito".
2. En este caso, yo me cambio de formato, y me voy al tebeo. Hay muchos libros sin los cuales no puedo vivir, pero en general la vida se me haría muy cuesta arriba sin mis periódicas incursiones en los tebeos clásicos de Marvel, a los que vuelvo cada poco tiempo.
3. Más que libro, libros: la irreverente saga de aventuras de Harry Flashman, una gozada continua (y todavía me quedan los últimos para disfrutar).
4. Posiblemente, "El Señor de los Anillos", el libro que más me ha hecho desear el poder meterme dentro de él.
5. Algún cuento de Harlan Ellison como "No tengo boca y debo gritar" o "El merodeador de la ciudad al borde del mundo".
6. Seguramente, "La casa infernal", de Richard Matheson, aunque los terrores que más me han espantado son los cinematográficos.
7. En este campo, soy un clásico. "La Regenta", de Clarín, que no he vuelto a leer desde mi COU, pero que es uno de los placeres anticipados que cada año me hago... y alguno lo cumpliré.

Por cierto que llevo años ansiando con que reediten la trilogía Gormenghast (o que la encuentre en alguna librería de viejo), porque fue de estos libros que tuve mil veces en las manos con la promesa de comprarlo en el futuro... y cuando decidió hacerlo ya era inencontrable.
6.

Renaissance dijo...

Me había olvidado de mencionarlo, el cuestionario vino del blog House of the Silent, donde también he encontrado los últimos que he incluido por aquí.
Es curioso que aunque lea un montón de terror me cuesta mucho que algo me asuste (ahora es más fácil que me ponga los pelos de punta la factura de la luz que Thomas Ligotti), e incluso La casa infernal de Matheson, pareciéndome un gran libro sobre casas encantadas, tampoco me provocara ese escalofrío. De forma parecida, hoy es mucho más fácil sentir miedo con una película que con la palabra escrita.
La desaparición de Gormenghast de las librerías fue una verdadera pena, en mi caso tuve que recurrir a las ediciones inglesas. Pero todavía guardo la esperanza de que Valdemar se acuerde de Peake como se merece.

Este es un blog cat-friendly

Este es un blog cat-friendly
...Por si quedaba alguna duda